Guerra entre Rusia y Ucrania se intensifica con nuevas armas y militares

Mientras Moscú enfila su ofensiva final contra Lugansk, Kiev anunció despliegue de artillería.

Guerra entre Rusia y Ucrania se intensifica con nuevas armas y militares

Mientras Moscú enfila su ofensiva final contra Lugansk, Kiev anunció despliegue de artillería.

Al menos 15 personas murieron el martes, entre ellas un niño de ocho años, por los bombardeos rusos en la región de Járkov, en el este de Ucrania, indicó su gobernador.

«Quince personas murieron y 16 resultaron heridas. Tales son las terribles consecuencias de los bombardeos rusos durante el día en la región de Járkov», dijo Oleg Synegubov en Telegram.

(Lea: Rusia causa ‘destrucciones catastróficas’ en el este de Ucrania)

Rusia prepara su ofensiva final en Lugansk, donde Ucrania pierde terreno y Moscú tiene suficientes tropas en Lugansk para lanzar una ofensiva a gran escala en esta región.

Las localidades aún bajo control ucraniano están siendo bombardeadas, incluida Severodonetsk, donde las tropas ucranianas ya sólo controlan la planta química Azot.

Tenemos una situación extremadamente difícil en todo el frente de Lugansk.

«Los enemigos están lanzando una ofensiva a gran escala en nuestra región, han acumulado un número suficiente de reservas, señaló el gobernador, Serhiy Gaidai. «Hoy todos los asentamientos libres de la región están en llamas», añadió en su cuenta de Telegram.

Gaidai admitió por primera vez que en Severodonetsk los combates se han centrado en la zona industrial y que «las tropas ucranianas controlan sólo el territorio de la planta de Azot».

Hasta ahora se había negado pese a que lo venían anunciando desde hace varios días las fuerzas prorrusas. El estadounidense Instituto de Estudios de la Guerra (ISW) constató que «esta semana será decisiva para los esfuerzos rusos por tomar el control de Severodonetsk».

La viceministra de Defensa de Ucrania, Hanna Malyar, indicó que Rusia se fijó el 26 de junio como fecha límite para lograr el control total de Lugansk.

Compleja situación en Lisichansk

Un esfuerzo que se observa particularmente en la vecina ciudad de Lisichansk, cuyas alturas son aprovechadas por el Ejército ucraniano para atacar al Ejército ruso en Severodonetsk.

Este centro administrativo de la región es objeto de «bombardeos rusos masivos durante todo el día», señalo Gaidai, según el cual, el enemigo avanza también por la carretera que una Lisichansk y Bajmut.

Dada la complejidad de la situación el propio presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, visitó esta ciudad «en secreto», donde incluso estuvo bajo fuego ruso, según informó la diputada ucraniana Mariana Bezugla.

Periodistas 🇺🇦 en Lisichanks, en el Oblast de #Luhansk, pasado un mal rato con la artillería 🇷🇺
La verdad es que los canales 🇺🇦 están llenos de videos parecidos 😐#UkraineRussiaWar #UkraineWar #Ukraine️ #StandWithUkraine pic.twitter.com/ERBgycjd1t

— Frostilicus 🇺🇦🤝🏼🇪🇸 (@Frostilicus_)

June 14, 2022

El presidente ucraniano afirmó en su habitual videomensaje que Rusia «es un mal que sólo puede ser vencido en el campo de batalla». «Estamos defendiendo Lisichansk y Severodonetsk. Toda esta región es la más difícil, ahí están las batallas más duras», subrayó.

Mientras, el portavoz del Ministerio de Defensa de Rusia, Igor Konashénkov, afirmó que «la agrupación de tropas ucranianas en el área de Lisichansk está aislada de suministros y está bajo el control de fuego de las Fuerzas Armadas rusas».

«Las reservas para compensar pérdidas están agotadas. Los batallones de defensa territorial, que llegan de las regiones occidentales de Ucrania para reforzar, se niegan a avanzar a la línea del frente», aseguró.

Podemos observar esta localidad sin necesidad de equipos ópticos, y naturalmente, esto permite a nuestras unidades ‘trabajar’ mejor.

Mientras, las tropas rusas mantienen su avance, según constató a la televisión rusa Andréi Marochko, oficial de las milicias separatistas de Lugansk, al señalar que los prorrusos ya están a las puertas de Lisichansk.

La caída de Lisichansk, según el «embajador» en Rusia de la región separatista de Lugansk, Rodión Miroshnik, coincidirá en el tiempo con la toma de Azot, ya que se trata de «procesos interrelacionados».

Señaló que las fuerzas rusas «avanzan activamente desde el sur en dirección a Lisichansk», y adelantó que el equilibrio de fuerzas en esta zona sufrirá «cambios significativos en las próximas horas».

Una situación que, según Gaidai, dista de ser tan grave y no es más que «propaganda rusa», ya que los ucranianos continúan defendiendo la ciudad y «los hospitales y morgues de los territorios ocupados están repletos de rusos».

Presión en el sur y norte

En tanto, mientras Rusia incrementa su presión en Lugansk, en otras regiones como la de Járkov, en el este también, y las de Jersón y Zaporiyia, en el sur, se ha contentado con mantener posiciones y evitar las contraofensivas ucranianas, según el ISW.

«Las fuerzas rusas al norte de la ciudad de Járkov continuaron enfocándose en prevenir nuevos avances ucranianos hacia la frontera», señaló el Instituto, que afirmó que han llevado a cabo ataques de artillería contra las posiciones ucranianas en el frente de Mykolaiv y Jersón.

Por favor, váyanse, porque nuestro Ejército recuperará estos territorios sin lugar a duda.

El Ejército ruso busca también reforzar sus posiciones ocupadas en la región de Zaporiyia, con el traslado de equipamiento bélico al distrito de Vasylivka, a 40 kilómetros de la capital regional.

La viceprimera ministra y ministra para la Reintegración de los Territorios Temporalmente Ocupados de Ucrania, Iryna Vereshchuk, pidió la víspera a los residentes de Jersón que abandonasen la región para evitar bajas civiles durante una futura ofensiva ucraniana.

«Nuestra voluntad al respecto es inquebrantable», afirmó, al señalar que en un futuro sería difícil abrir corredores humanitarios.

Proceso de ‘rusificación’

Además de asentarse militarmente en el sur de Ucrania, Rusia busca afianzarse desde el punto de vista político-administrativo, especialmente con la entrega masiva de pasaportes rusos y el anuncio cada vez más reiterado de posibles referendos de adhesión a Rusia.

En la región de Jersón, ocupada por el Ejército ruso a fines de febrero, las autoridades prorrusas han recibido más de 3.000 solicitudes de pasaportes, según la Administración regional.

Según el vicejefe de la Administración Civil y Militar de Jersón, Kiril Stremoúsov, un referendo de adhesión a Rusia podría elebrarse «en otoño próximo (…) para que la gente se defina de una vez y por todas dónde están».

Destrucción en la ciudad de Mariúpol, en Ucrania.

Foto:

EFE

Ucrania responde con ataques

Ucrania dijo el martes haber bombardeado la víspera plataformas petroleras en el Mar Negro que habrían sido utilizadas como «instalaciones» militares por los rusos para reforzar su control en la región.

«En esas instalaciones, Rusia organizó pequeñas guarniciones, almacenó equipos de defensa aérea, incluidos radares. Es decir, estas plataformas se han convertido en instalaciones que han ayudado y están ayudando a los rusos a reforzar su control total de la parte noroeste del Mar Negro», indicó el portavoz de la región de Odesa, Sergei Brachuk.

Según Brachuk, citado por la agencia de noticias Interfax-Ucrania, también había herramientas de «reconocimiento» en las plataformas de extracción de gas situadas a 70 km de Odesa.

El lunes ya dijo que las plataformas eran «objetivos militares legales» para Ucrania calificándolas de «pequeña guarnición» en un vídeo publicado en Telegram. El lunes por la noche un funcionario ruso anunció la desaparición de siete personas.

Según Sergei Aksionov, el gobernador instalado por Moscú tras la anexión de Crimea en 2014, los disparos tenían como objetivo tres plataformas de perforación de la empresa Chernomorneftegaz, lo que obligó a evacuar a 94 personas.

Se trata del primer ataque del que se tiene noticia contra una infraestructura de hidrocarburos en alta mar en Crimea desde que empezó la ofensiva rusa en Ucrania, en febrero.

Nueva artillería en Ucrania

Ucrania afirmó este martes que desplegó un sofisticado sistema alemán de artillería, que es la última entrega de armas de largo alcance y alta precisión que Kiev pidió a sus aliados para combatir a las tropas rusas.

Panzerhaubitze 2000 are finally part of 155 mm howitzer arsenal of the Ukrainian artillery.
I appreciate all efforts of my colleague 🇩🇪 #DefMin Christine Lambrecht in support of 🇺🇦.
Our artillerymen will bring the heat to the battlefield 🔥🔥🔥!
Photo by BMVg_Bundeswehr pic.twitter.com/mP5M0BApvO

— Oleksii Reznikov (@oleksiireznikov)

June 21, 2022

«Los Panzerhaubitze 2000 por fin forman parte del arsenal de obuses de 155 mm de la artillería ucraniana», celebró en Twitter el ministro de Defensa ucraniano, Oleksiy Reznikov. Alemania dijo el mes pasado que enviaría a Ucrania siete obuses autopropulsados para ayudar a sus tropas contra la invasión de Rusia.

El ejército alemán tiene 100 de estos obuses en su inventario, pero sólo 40 están listos para el combate. Estados Unidos, Francia y otros aliados de Ucrania han prometido aumentar los envíos de armamento pesado, pero Kiev afirma que sólo ha recibido una fracción de lo que necesita y clama por más ayuda militar.

REDACCIÓN INTERNACIONAL
*Con información de EFE y AFP

Más noticias del mundo

– ¿Puede caer el Gobierno de Lasso por protestas indígenas en Ecuador?
– Estados Unidos ‘renunciará’ al uso y producción de minas antipersona
– Gabriel García Márquez: ¿por qué Pinochet quemó 15 mil libros del Nobel?

Deja una respuesta